Ritmo y personalidad según los cinco elementos

El Ritmo es uno de los principios que regulan el Universo. Os lo contaba hace tiempo en el artículo Principios Universales: Ley del Ritmo. Si observáis la naturaleza veréis que todo tiene su ritmo. Y, cada uno de nosotros, también tiene una cadencia determinada. A través de los estudios de chikung y de I ching he podido conocer la relación entre los ritmos de la naturaleza y nuestros propios ritmos. En este artículo vamos a analizar nuestro ritmo y personalidad según los cinco elementos de la filosofía y medicina china.

ritmo y personalidad

LOS RITMOS DE LA NATURALEZA

Como te decía, nuestro ritmo y nuestra personalidad están intrínsecamente relacionados con los ritmos del universo y la naturaleza.

Los sabios chinos lo sabían muy bien cuando hablaban de una naturaleza cíclica marcada por dos grandes movimientos:

  • expansión
  • contracción

en la que se sucedían cinco ritmos o fases fundamentales, simbolizados por los elementos madera, fuego, tierra, metal y agua.

  • La madera es el ritmo que se asocia al despertar de la naturaleza en primavera, la fuerza expansiva por excelencia.
  • El fuego corresponde al principio del verano. Es el punto álgido de la expansión. El calor es necesario para que los frutos de aquello que hemos plantado maduren.
  • La tierra es el ritmo que encontramos al final del verano. Entre la expansión y la contracción, es un tiempo de equilibrio y estabilidad que corresponde a la recogida de los frutos.
  • El metal corresponde al otoño, al comienzo del movimiento de contracción, cuando la naturaleza se contiene y prepara para recogerse.
  • El agua es la fase de máxima contracción. En el invierno, toda la fuerza de la naturaleza está concentrada en el interior de la semilla.

Como ya sabemos, “como es afuera es adentro”. Todo lo que podemos observar en la naturaleza podemos encontrarlo también en nosotros.

TIPOS DE RITMO, TIPOS DE PERSONALIDAD

Veamos como estos cinco ritmos observables en la naturaleza tienen su correspondencia a nivel de nuestra personalidad:

  • Personalidad madera: es dinámica, aventurera, emprendedora, competitiva. Cuando este ritmo está distorsionado puede volverse impaciente, descuidada, colérica, frustrada.
  • Personalidad fuego:  es alegre, locuaz, entusiasta, apasionada. Si está distorsionada, puede volverse exaltada, agresiva, ansiosa.
  • Personalidad tierra: es tranquila, receptiva, cuidadora, nutritiva, responsable. Distorsionada, presenta preocupación en exceso, inacción, estancamiento.
  • Personalidad metal:  es ordenada, metódica, escrupulosa. Distorsionada, puede volverse rígida, dogmática, autoritaria, distante.
  • Personalidad agua: es introvertida, observadora, filosófica, sensible. Distorsionada, se vuelve retraída, cohibida, suspicaz.

En cada uno de nosotros podemos encontrar características pertenecientes a estos cinco ritmos. Pero uno de ellos va a ser siempre dominante.

¿Ya habéis averiguado cuál es el vuestro?

PROBLEMAS CON EL RITMO

Como veis, todos los ritmos tienen su parte positiva y otra distorsionada. Funcionamos positivamente cuando todo nos va bien. Pero, ¿qué pasa cuando las cosas se complican?

Cuando somos incapaces de gestionar lo que nos sucede, la alarma se dispara y entonces ofrecemos la peor cara de nuestra personalidad. Nuestro ritmo se distorsiona.

  • Por ejemplo, una personalidad tierra va a verse abrumada por personas o situaciones pertenecientes al ritmo de la madera. La madera no pide permiso ni cuida el entorno, algo horrible para la personalidad tierra que es incapaz de moverse medio milímetro sin asegurarse que todo está bien a su alrededor.
  • ¿Y cuál sería el talón de Aquiles de la personalidad madera? El metal. Imaginad a la flexible madera teniendo que bregar con situaciones o personas rígidas o exigentes. Terrible.
  • Por su parte, la personalidad metal, tan ordenada, viviendo siempre como marcan las normas, puede volverse muy controladora con personas o situaciones un tanto alocadas del tipo fuego.
  • Y la personalidad fuego, tan impulsiva, puede perder los nervios con personas o situaciones poco claras del tipo agua, que requieren paciencia e introspección.

Todas estas distorsiones suceden porque creemos que nuestro ritmo es el más acertado y pretendemos que todo ocurra de acuerdo a cómo nosotros vemos la vida.

De lo contrario, estaríamos dando nuestro brazo a torcer, cediendo terreno, dejándonos ganar por otras personas o por las situaciones que enfrentamos.

Por eso, emprendemos la lucha con uñas y dientes. En vez de buscar la armonía, la batalla está servida.

EMPATÍA Y RITMO

La armonía entre los diferentes ritmos pasa por una atenta escucha y observación.

Primeramente de nuestro propio ritmo. Por eso es tan importante el autoconocimiento.

Seguidamente, tenemos que escuchar y observar los diferentes ritmos de personas o situaciones con los que interactuamos cotidianamente.

Como hemos visto, cada ritmo es muy diferente pero ninguno es mejor o peor que otro. Todos son necesarios.

Desarrollar la empatía ayuda a aceptar esta diversidad de ritmos con los que tenemos que convivir.

Empatía significa ponerte en el lugar de la otra persona. Intentar entender su ritmo, cómo ve ella las cosas, cómo se expresa en el mundo.

Desde este entendimiento y comprensión podemos ajustar nuestro propio ritmo para facilitar las relaciones.

RITMO Y COMPLEMENTARIEDAD

Curiosamente, en muchas de nuestras relaciones buscamos un tipo de persona totalmente opuesta a nosotros que nos complemente.

No lo hacemos aposta, sucede de esta manera porque, como nos cuenta la Ley de Polaridad, es una tendencia clara en el Universo que los extremos se atraigan.

Al relacionarnos con personas con ritmos muy distintos al nuestro estamos tratando de integrar en nosotros aquello que nos falta.

Veamos algunos ejemplos:

  • una personalidad tierra, tranquila, hogareña, que le encanta cocinar y cuidar de los suyos, puede sentirse atraída por una personalidad madera, activa, viajera y emprendedora.
  • la personalidad fuego, alegre, locuaz, que se exalta con facilidad, puede fascinarse por una personalidad agua, callada, sensible, con un gran mundo interior.
  • por su parte, la personalidad metal, exigente y escrupulosa puede acabar teniendo relación con una personalidad fuego, espontánea y apasionada.

En este tipo de relaciones con ritmos opuestos (pero complementarios) habrá momentos maravillosos, pero también situaciones muy difíciles que habrá que resolver desarrollando la empatía y la capacidad de adaptación a las que antes nos referíamos.

Si os dais cuenta, una vez más, se trata de aprendizajes.

Ahora me gustaría hacerte algunas preguntas: ¿Qué tipo de ritmo crees que define tu personalidad? ¿Has tenido en tu trabajo, familia o relaciones de pareja este tipo de problemas de ritmo? De las personalidades que hemos visto ¿cuál te atrae más? La contestación un poco más abajo, donde dice: “Deja un comentario”.

Os abrazo, María

El hexágono y el chakra corazón

En el anterior post os decía que os iba a contar más sobre la sincronicidad y los mensajes del Universo. Este es el relato de una experiencia no muy lejana, vivida una tarde de invierno mientras paseaba por una playa. Su título: el hexágono y el chakra corazón.

el hexágono y el chakra corazón

ATRAPADA EN LA MENTE

Recuerdo que aquella tarde estaba triste y deprimida. Ciertos proyectos no habían salido como yo esperaba y aquello había ido minando mi moral.

Es curioso como los pensamientos negativos empiezan a propagarse en el discurso mental a velocidades vertiginosas sin que apenas nos demos cuenta.

Incluso la mente más entrenada, aquella que pensábamos que estaba de nuestro lado, sucumbe al odioso placer del victimismo y a echarle la culpa al mundo de lo que nos pasa.

Reconozco que aquella tarde estaba tocando fondo. Y eso que me encontraba en una hermosa playa paseando bajo un alegre sol invernal. Pero yo no estaba ahí, sino en mi mente, atrapada en lúgubres pensamientos que parecían muy razonables.

Ya os he hablado de este dicho: “Preferimos tener razón a ser felices”.

Pues eso.

EL MENSAJE DEL UNIVERSO

Como os digo, estaba paseando, cabizbaja, mirando sin ver las pequeñas conchas y piedrecitas que jalonaban la orilla.

En un momento dado escuché unas risas y levanté los ojos. Eran unos niños que jugaban con las olas. Se habían descalzado y arremangado los pantalones, pero el agua los había empapado de lleno.

Aquella imagen llena de vida, de alegría, tan en contraste con mi paisaje interior hizo que mis ojos se llenaran de lágrimas y volví a mirar al suelo.

Entonces lo vi.

Allí en la orilla, entre las conchas partidas y los cantos redondeados había un hexágono blanco.

Recién bañado por la espuma del mar brillaba como una estrella.

Me agaché a recogerlo y lo sostuve en mi mano. Era una pequeña pieza de cerámica de las que se usan para alicatar muros. Miré a mi alrededor pero no vi ninguna otra pieza similar, ni otros restos de materiales de construcción.

Volví a contemplar el hexágono mientras una poderosa sensación se abría paso en mi interior.

Mi corazón comenzaba a abrirse de nuevo y la energía en oleadas subía hasta la garganta y la cabeza, barriendo todo rastro de negatividad.

EL MENSAJE DEL UNIVERSO

¿Qué había ocurrido?

¿Acaso aquella pequeña pieza de cerámica era un objeto milagroso?

Nada de eso.

Lo que me sacó del círculo vicioso de mis pensamientos fue que reconocí el mensaje que había detrás.

Era algo tan obvio… Y, sin embargo, el Universo tuvo que hacérmelo ver.

Ese fue el pequeño milagro.

Un revulsivo, un reseteo de mi mente.

El pequeño hexágono me estaba diciendo que abriese mi corazón.

EL HEXÁGONO Y EL CHAKRA CORAZÓN

En el centro del pecho se sitúa el chakra corazón.

Para mí es uno de los centros de intercambio energético principales de nuestro cuerpo de energía.

En él se dan cita las energías provenientes del cielo y de la tierra como te contaba en el artículo El canal central de energía.

Del chakra corazón se dice también que es el lugar de la unión de los opuestos, el fin de la dualidad que experimentamos en esta dimensión. Porque como te comento en La ley de polaridad: todo aquello que está separado tiende a unirse de nuevo.

Los opuestos están representados por las energías masculinas y femeninas: el yin y el yang en la filosofía china, Shiva y Shakti en la filosofía hindú…

Precisamente, en la simbología de la India encontramos un símbolo formado por dos triángulos opuestos: uno apunta hacia arriba, el otro hacia abajo.  Representa, como os digo, la unión de dos fuerzas contrarias y, sin embargo, complementarias.

Este símbolo es muy antiguo y se conoce con el nombre de Sat-Kona.

Como veis, aparece también en el interior del loto de doce pétalos que representa al chakra corazón, también en la simbología hindú.

el hexágono y el chakra corazón

Si os fijais, en la intersección de los dos triángulos, en un color más claro, encontramos la figura del hexágono.

Está representando la parte más importante del símbolo, el lugar en el que se produce la unión incondicional con nosotros mismos y con todo lo que nos rodea.

Este es el núcleo vibrante de nuestro ser, más allá del tiempo y del espacio.

Al principio se encuentra dormido, pero según avanzamos en nuestro autoconocimiento y crecimiento personal comienza a activarse.

Al conectar con él, conectamos con nuestra fuerza interior y comenzamos a vivir conscientemente nuestra existencia.

De aquí obtenemos la confianza necesaria para vivir siempre con esperanza.

DESDE EL CORAZÓN DEL UNIVERSO

Aquella tarde, al contemplar el pequeño hexágono de cerámica volví a conectar con ese espacio dentro de mí.

No fueron necesarias las palabras.

El mensaje llegó desde el corazón del Universo a mi corazón, liberando una energía purificadora.

Tuve suerte, porque no siempre son tan claros los mensajes como en esta ocasión y, a veces, tardamos en encontrarles un significado.

Pero en esta ocasión hubo clic maravilloso.

En la foto que abre este artículo podéis ver el pequeño hexágono que me encontré. Desde entonces está en mi escritorio, frente a mí, recordándome siempre que abrir el corazón y comunicarme desde el corazón es lo más importante.

Me encantaría que me contarais vuestras experiencias con la sincronicidad y los mensajes del Universo. Estoy segura de que tenéis muchos momentos singulares que compartir. Hacedlo, como siempre, un poco más abajo, donde dice: “Deja un comentario”.

Os abrazo, María

El Universo te está hablando ahora

Sí, así es. El Universo te está hablando ahora mismo. Baja el volumen de la música, mira a izquierda o derecha… Te aseguro que delante de tus narices hay un mensaje para ti.

el universo te está hablando ahora

LOS MENSAJES DEL UNIVERSO

A mí me ocurre constantemente. Supongo que desde siempre, lo que ocurre es que no siempre he sabido mirar o escuchar. Y a ti puede que te pase lo mismo si es que estás poniendo una cara rara en este momento.

Pero a lo mejor eres uno de esos fans de la sincronicidad y ya has descubierto que nos pasan muchas cosas “raras”.

Y siempre son eso, un poco raras, chocantes, para llamar nuestra atención y que nos hagamos preguntas.

Es fantástico cómo todo esto es capaz de romper con nuestra mente rutinaria y expandir nuestra conciencia.

Porque ese es el objetivo de estos mensajes. Abrirnos a una nueva forma de mirar y escuchar que nos ayude a comprendernos mejor.

EL UNIVERSO SE EXPRESA POR Y PARA TI

Y añadiría: “desde ti”.

Porque la realidad que te rodea se expresa desde ti, desde tu ser consciente e inconsciente.

Y el objetivo es mostrarte en todo momento cómo te sientes, cómo es tu energía y cuáles son las tendencias que te están llevando por unos derroteros u otros.

Cierra los ojos un momento y respira hondo: en este momento estás construyendo tu futuro. Con tus pensamientos, tus palabras, tus acciones.

Todo lo que tú eres te está transportando directamente a tu destino.

El caso es que el Universo te lo muestra como si de una pantalla de cine se tratara. Tú eres el actor principal de la película pero, si consigues ir más allá de este papel, puedes convertirte también en espectador de tu propia vida y darte cuenta de qué está funcionando y qué no.

Pero tomar esta posición no siempre es sencillo. Y para ayudarnos están los mensajes del Universo.

RECALCULANDO TU DESTINO

Esos mensajes raros de los que hablábamos antes pertenecen a un orden de información más sutil que, como te decía, no siempre sabemos ver.

Esta información también emana de nosotros. Pero lo hace desde una dimensión profunda que desconocemos.

Ser interno, yo superior, alma… Llámalo como quieras. El caso es que si ha despertado te va a dejar señales para que te des cuenta de su existencia.

O puede que aún no halla llegado el momento de revelarte su presencia, pero te va a servir de guía para que vayas en una dirección determinada.

En definitiva, si estás a punto de perderte o lo has hecho ya, estos mensajes del Universo te van a ayudar a recalcular tu destino y a ponerte en el camino correcto.

¿DONDE ENCONTRAR LOS MENSAJES?

Los mensajes pueden estar en cualquier parte y tener diversos formatos:

  • imágenes,
  • colores,
  • sonidos,
  • olores,
  • letras de canciones,
  • frases leídas o escuchadas,
  • palabras sueltas,
  • números que se repiten
  • situaciones chocantes o inesperadas…

Lo importante es que llamen nuestra atención, aunque de momento no tengan un significado claro para nosotros.

El hecho de que sean repetitivos puede que también ayude, como es el caso de una cifra que ves por todas partes, ya sea en la matrícula de los coches, en el número de autobús que llega, en la lectura horaria…

Tenemos que distinguir estos mensajes de las simples proyecciones de la mente. Por poner un ejemplo: una embarazada primeriza dice que todo el tiempo ve embarazadas y antes eso no le ocurría. Lo que sucede es que ha focalizado toda su atención (y su energía) en su embarazo, eso es lo que la hace percibir esas otras embarazadas en las que antes no se hubiera fijado. Y esto no entra dentro de estos mensajes de los que hablamos.

Te aseguro que vas a notar cuando el Universo te está mandando un mensaje especial.

Aunque puede que tardes un tiempo en comprender qué te quiere decir.

EL UNIVERSO TE ESTÁ HABLANDO AHORA

Más allá de los mensajes particulares, hay millones de mensajes en la propia Naturaleza  que nos hablan de la Inteligencia del Universo y de cómo nada ocurre por casualidad.

Te confieso que me emociona partir un kaki o persimón (arriba, en la imagen) y ver una perfecta estrella de ocho puntas en su interior. Es como si el cielo me hiciera un guiño y me dijera: “¿Ves? El cielo ya está en la tierra”.

Geometría sagrada, matemáticas en la Naturaleza… De esto ya te hablé en el artículo: No por casualidad. Me gustaría que le echaras un vistazo porque te va a ayudar a ver todo lo que te rodea con otros ojos.

Y esta transformación de la mirada te va a servir para cuando decidas girar los ojos hacia dentro y mirar en tu interior.

Cuando lo hagas, los mensajes para ti se multiplicarán. Externamente e internamente, porque también pueden presentarse insights o revelaciones directamente a nuestra mente para ayudarnos a tomar decisiones determinadas.

Me emociona profundamente cuando me llegan algunos de estos mensajes y consigo encontrar el significado que tienen para mí.

Me hace sentir muy acompañada y confortada en este viaje que es la Vida.

En próximos artículos te hablaré de alguna de estas experiencias. Pero ahora me gustaría que tú compartieras las tuyas, que seguro que las tienes. Cuéntame qué mensajes ha dejado ya el Universo para ti. Hazlo como siempre un poco más abajo, donde dice: “Deja un comentario”.

Os abrazo, María

Dejar de cometer los mismos errores

Ya hemos hablado aquí de expresiones como tropezar en la misma piedra o caer en el mismo agujero. O lo que es lo mismo: cometer una y otra vez los mismos errores. Estoy segura de que esto os ha pasado más de una vez, aunque puede que aún no os hayáis dado cuenta. En este artículo vamos a explorarlo más a fondo y a plantear estrategias para dejar de cometer los mismos errores.

dejar de cometer los mismos errores

LOS MISMOS PERROS CON DISTINTOS COLLARES

“¡Ya pasé por esto!”, se queja el guerrero a su corazón. “Realmente tú ya lo pasaste –responde el corazón–, pero nunca lo sobrepasaste”. (P. Coelho: El guerrero de la luz)

A lo largo de la vida se nos presentan miles de situaciones a las que tenemos que responder. Esta respuesta o reacción está dictada en un 95% por nuestros patrones subconscientes, esos que se han formado desde el minuto uno de nuestra existencia y de los que apenas tenemos conocimiento.

El problema surge cuando nuestra respuesta es incapaz de gestionar alguna de estas situaciones, ya sea por miedo, por orgullo, por dolor, por pereza… Entonces las aparcamos o las soterramos en algún oscuro rincón, pensando que el olvido lo solucionará todo.

Pero no es así. Estas situaciones que han quedado colgadas van a volver a reaparecer más adelante. Es otra oportunidad que nos da la Vida para que podamos gestionarlas y trascenderlas. Si bien, los escenarios van a cambiar y también los personajes. Por eso os decía antes que puede que no os hayáis dado cuenta de que, en realidad, esas situaciones tan molestas que aparecen una y otra vez en vuestras vidas son recurrentes.

Son los mismos perros… pero con distintos collares.

LOS DESAFÍOS DE LA VIDA

Todas estas situaciones que nos desasosiegan, que nos vuelven del revés son, probablemente, los desafíos que tenemos que superar en esta vida.

Todos estamos aquí con, al menos, un propósito que cumplir, una misión que nos ayudará a evolucionar como seres humanos. Pero esta misión, ya os habréis dado cuenta, no está exenta de pruebas y obstáculos.

Dependiendo de nuestro bagaje personal, los desafíos serán de uno u otro tipo. Aquí van unos ejemplos:

  • a una persona huraña, la vida le ofrecerá situaciones en las que no tiene más remedio que tratar con otras personas y vencer sus miedos.
  • una persona de naturaleza irascible tendrá encontronazos con mucha gente hasta que se dé cuenta de que el problema no son los demás, sino ella.
  • una persona muy posesiva en sus relaciones amorosas repetirá los mismos patrones en cada relación hasta que sea capaz de comprender los motivos de su desesperado apego.
  • etc.

AUTOCONOCIMIENTO

Primero tenemos que conocernos a nosotros mismos.

Es la única manera de hacernos conscientes de todos esos patrones que nos limitan y dirigen nuestras vidas.

Ese es el primer paso para dejar de cometer los mismos errores.

Porque podemos meter la pata. Pero si al instante nos damos cuenta de que hemos vuelto a caer en el mismo agujero, llegará un momento en el que nos detengamos al borde del mismo y consideremos si hemos de caer o no.

Si podemos dejar de cometer los mismos errores.

REACCIONES CONSCIENTES

Cuando se produce este momento, cuando podemos elegir entre dejarnos llevar por la inercia que hasta ahora ha presidido todas nuestras reacciones o buscar otras opciones, tenemos el cincuenta por ciento del trabajo hecho.

El otro cincuenta por ciento sería elegir la reacción consciente que nos beneficia tanto a nosotros como al entorno.

Y esto es muy difícil si lo hacemos desde una perspectiva egoísta, la del ego, que solo piensa en su supervivencia. Y no estoy hablando de situaciones de a vida o muerte, sino de situaciones cotidianas, en las que no hay ningún peligro físico. Sin embargo, los miedos son reales.

DEJAR DE COMETER LOS MISMOS ERRORES

Volvamos a los tres casos que antes comentábamos. ¿Cómo dejar de cometer los mismos errores? ¿Y cuál sería la reacción consciente que convendría en cada caso?

  • La persona huraña decidiría sobreponerse a su miedo a tratar con otras personas. Se daría cuenta de que ese miedo viene, en gran medida, de una falta de autoestima, agravada por los recurrentes fracasos en sus relaciones personales. Así que se centraría en aumentar su autoestima y poco a poco se abriría a una mayor vida social. A medida que fuese perdiendo miedo a los demás crecería la confianza en sí misma y esto redundaría en relaciones más satisfactorias.
  • La persona irascible dejaría de ver el mundo como una amenaza constante a la que hay que responder con violencia. Su ego depondría las armas y contaría hasta diez antes de abrir la boca, buscando siempre una reacción constructiva. Probablemente, en pocas semanas se sorprendería de ver cómo los enfrentamientos disminuyen.
  • La persona posesiva en sus relaciones de pareja conectaría con un profundo sentimiento de abandono, probablemente ligado a su infancia y que puede que también se haya transmitido genéticamente a través de la herencia ancestral. Al conectar con este miedo y superarlo, la persona recupera su empoderamiento y libertad. Ya no depende de otro para ser feliz. Paradójicamente, es desde este desapego desde el cual las relaciones amorosas son mejores.

UNA NUEVA CONSCIENCIA

Por experiencia sé que cambiar la inercia de nuestras reacciones es muy difícil. Podemos leer cientos de libros de auto-ayuda, podemos leer este artículo, que nos va a dar igual. La mente está de acuerdo en la teoría pero llega el momento de la práctica y la volvemos a fastidiar, lo cual nos deja anonadados.

Pero, como os he dicho, si nos hemos dado cuenta, ya tenemos la mitad del trabajo hecho.

Para la otra mitad, tenemos un recurso muy bueno: Reiki. A través de este método se eleva la energía vital y esto supone un verdadero despertar que nos va a conectar con nuestra fuerza interior. Poco a poco va emergiendo una nueva consciencia que ayudará a transformar nuestros límites de pensamiento y nuestras reacciones emocionales.

En cada Curso de Reiki hay una iniciación que proporciona al estudiante un aumento de su energía y de su frecuencia vibratoria. Esto y la práctica constante harán posible la consecución de un mayor bienestar y armonía en nuestras vidas.

¿Y tú? ¿Sabes ya cuáles son tus desafíos? ¿Has superado alguno de tus errores recurrentes? Me encantaría que lo compartieras con todos nosotros. Hazlo, como siempre, un poco más abajo, donde dice: “Deja un comentario”.

La sonrisa interior

Todos somos conscientes del poder de una sonrisa. Una auténtica sonrisa transmite energía amorosa, con el poder de animar y sanar. ¿Recordáis alguna ocasión en que estabais preocupados o enfermos y alguien os dedicó una sonrisa? De pronto os sentisteis mejor, ¿verdad? Pues esta poderosa energía también podemos aplicárnosla a nosotros mismos a través de la técnica de la Sonrisa Interior. Continuar leyendo “La sonrisa interior”

Reiki para los pensamientos obsesivos

Me imagino que os habrá pasado más de una vez. Ocurre algo que os descoloca y empezáis a dar vueltas al asunto y cada vez ese pensamiento se hace más fuerte en vuestra mente, hasta el punto de eclipsar todo lo demás. Independientemente de lo que estéis haciendo, el pensamiento vuelve una y otra vez, sin poder evitarlo. Estamos ante los llamados pensamientos obsesivos y voy a contaros cómo Reiki es un método muy eficaz para ponerles freno. Continuar leyendo “Reiki para los pensamientos obsesivos”

Compañeros de camino: la pareja

Cuando Tú y Yo nos unimos surge Nosotros. Tú sigues siendo tú. Yo sigo siendo yo. No hay pérdida de nuestra individualidad. Sin embargo, algo ha cambiado. La vida nos ha ofrecido la oportunidad de estar juntos, por el tiempo que sea, y eso significa que, a partir de ahora, somos compañeros de camino.

Y no unos compañeros cualquiera. Porque, como pareja, lo vamos a compartir todo. Continuar leyendo “Compañeros de camino: la pareja”

Desapego y pasión, ¿son compatibles?

En los últimos años, mi entrenamiento en el camino del autoconocimiento y crecimiento personal ha estado marcado por una palabra: desapego. Cuando escuchas este término por primera vez no das crédito a tus oídos. ¡Cómo vamos a desapegarnos de las cosas y personas que amamos! ¿Acaso no somos seres emocionales? ¿No estamos aquí para vivir apasionadamente? ¿De qué va esto del desapego? Continuar leyendo “Desapego y pasión, ¿son compatibles?”

La buena práctica

En este artículo voy echar piedras contra mi propio tejado. Ya sabéis que siempre os estoy espoleando a que avancéis en vuestro autoconocimiento. Y eso está bien. Pero a la hora de hacer la práctica, sea la que sea, tenemos que dejar de lado nuestra mente inquisitiva, entrenada para trabajar desde la abstracción y la lógica. Una buena práctica no puede estar constantemente analizando lo que está ocurriendo y esperando resultados. Una buena práctica ha de entregarse a la experiencia. Continuar leyendo “La buena práctica”

Los Cinco Principios Reiki

En todos los Cursos de Reiki 1 transmito a los estudiantes los Cinco Principios Reiki de su fundador, Mikao Usui. Son la base de todo el pensamiento Reiki, una filosofía de vida para alcanzar un mayor bienestar y crecimiento personal. Su gran sabiduría reside en su misma sencillez. A través de ellos, Reiki nos llama a vivir en el presente, interesándonos por las cosas verdaderamente importantes, actuando responsablemente y generando armonía para nuestro beneficio y el de las personas que nos rodean. Continuar leyendo “Los Cinco Principios Reiki”

Cómo mejorar nuestras relaciones con el poder del ahora

Este artículo se podía haber llamado “El poder del ahora” a secas, pero creo que Eckhart Tolle se me adelantó, ja ja. Pero esta frase resume una sabiduría universal que no somos capaces de entender y mucho menos de aplicar a nuestra vida cotidiana. Por ejemplo, a nuestras relaciones. En este artículo vamos a ver cómo mejorar nuestras relaciones aplicando el poder del momento presente. Continuar leyendo “Cómo mejorar nuestras relaciones con el poder del ahora”

Sé tú el cambio que quieres ver en el mundo

Conocéis esta frase, ¿verdad? Se la atribuyen a Gandhi, aunque hay quien dice que no hay pruebas documentales de que el Mahatma dijera estas palabras exactas. Pero eso es lo de menos. Sé tú el cambio que quieres ver en el mundo es una frase inspiradora para todos aquellos que sentimos responsabilidad por nuestra existencia. Nos hace conscientes del poder que cada uno poseemos para alcanzar un mayor bienestar y compartirlo con todo lo que nos rodea. Continuar leyendo “Sé tú el cambio que quieres ver en el mundo”

Miedo a perder lo que tenemos

Todos conocéis el cuento La camisa del hombre feliz, ¿verdad? Aquél del rey poderoso y rico que, sin embargo, vivía siempre angustiado y temeroso. Sus médicos le dijeron que podría sanar si vestía durante una noche la camisa del hombre más feliz de su reino… Y el hombre más feliz de su reino resultó ser un pobre anciano que nada poseía, ni siquiera una camisa… Lo he recordado porque hoy me he dado cuenta de lo que ocurre cuando “creemos” que poseemos algo. Empezamos a desarrollar miedo. Miedo a perder lo que tenemos. Continuar leyendo “Miedo a perder lo que tenemos”

Alcanzar nuestras metas

Cada vez me maravilla más la versatilidad de la Vida para conseguir hacer realidad nuestro potencial. Obtener nuestros objetivos, alcanzar nuestras metas, ocurre más veces de lo que creemos. Lo que pasa es que no nos damos cuenta, porque no sucede en la manera que lo habíamos imaginado. Y eso es lo que me alucina de verdad.

¿Queréis creer que no hace mucho que me di cuenta de que uno de mis sueños de toda la vida hacía ya tiempo que se había cumplido? Continuar leyendo “Alcanzar nuestras metas”

La pérdida y la ganancia

¿Os habéis preguntado por qué a los períodos de escasez siguen otros de abundancia o viceversa? ¿Habéis experimentado esto en vuestras vidas? Annus horribilis en los que disminuye el dinero, o perdemos el trabajo, o las relaciones se rompen… Parece que no vamos a salir nunca de esta mala racha. Y de repente, llega la abundancia no se sabe de dónde. La vida material vuelve a sonreírnos y los demás empiezan a hacernos caso. ¡Qué tiempos tan diferentes los de la pérdida y la ganancia!la pérdida y la ganancia Continuar leyendo “La pérdida y la ganancia”

Respiración y salud emocional

Todos sabemos lo importante que es la respiración. Respirar es fundamental para la vida. Sin embargo, a veces no respiramos correctamente, y no porque tengamos problemas físicos para hacerlo. En ocasiones, nuestra respiración se ve alterada debido a trastornos emocionales. Y esta alteración puede llegar a convertirse en algo crónico, afectando a nuestro bienestar. Vamos a explorar la relación que existe entre respiración y salud emocional. Continuar leyendo “Respiración y salud emocional”

Ser auténticos en nuestra vida

Últimamente he tenido un problema de autenticación con el correo por un desajuste entre el servidor antiguo y el nuevo. Esto me ha dado mucha lata y es posible que a aquellos que estáis suscritos al Blog no os hayan llegado algunos correos. Por fin se solucionó el tema. Pero, como siempre, esta experiencia me ha dado pie para una reflexión, en esta ocasión, acerca de la autenticidad. Acerca de ser auténticos en nuestra vida. Continuar leyendo “Ser auténticos en nuestra vida”

Vishnu quiere matar a la vaca

La semana pasada hablábamos de cómo obrar para alcanzar lo que queremos. Pero, ¿qué pasa cuando la vida nos niega una y otra vez aquello que andamos buscando? ¿O, incluso, si ya lo tenemos, nos lo arrebata? Hace no mucho mi Maestro habló de ello. Nos contó cómo el dios Vishnu favoreció al mejor de sus devotos matando a su vaca, lo único de valor que este pobre hombre poseía. Sí, habéis leído bien. Matar a la vaca fue un gran favor. ¿Queréis saber por qué? Continuar leyendo “Vishnu quiere matar a la vaca”

Cómo atraer a mi vida lo que quiero

“Por incidencia en la red, el servicio no se presta con regularidad”. Los usuarios de metro hemos escuchado este mensaje muchas veces. Se produce un fallo técnico en la instalación y, entonces, el tren que esperamos se retrasa. O si es este el que tiene una avería, tendrá que ser retirado y no llegará nunca… Hace poco me vino esta imagen a la cabeza mientras pensaba en cómo atraer a nuestra vida lo que queremos. ¿Qué qué tiene que ver? Pues enseguida te lo cuento. Continuar leyendo “Cómo atraer a mi vida lo que quiero”

Tiempo de transmutación

En el artículo Los milagros existen te contaba que la vida no es siempre lineal, sino que también introduce cambios desestructuradores que dan un vuelco al orden establecido. La mayor parte de las veces, estos momentos de crisis suelen ser vividos desde el miedo. Sin embargo, son la mecha ineludible que hay que encender si queremos experimentar la transmutación en nuestras vidas. Continuar leyendo “Tiempo de transmutación”

La presencia del espíritu en las piedras

Hace poco os hablaba de cómo era posible la comunicación con otras conciencias diferentes de la nuestra, como pueden ser la de los animales o la de los árboles. Muchos de vosotros compartisteis vuestras experiencias al respecto. Pues bien, cuando avanzamos en nuestro autoconocimiento puede ocurrir que no solo entablemos comunicación con los seres vivos de nuestro planeta sino también con aquellos seres aparentemente inertes. Sí, es posible sentir la presencia del espíritu en las piedras. Continuar leyendo “La presencia del espíritu en las piedras”

Contentamiento: el secreto de la felicidad

¿Qué es la felicidad? ¿Vivir una vida estupenda, en la que el menor capricho se cumple? ¿Tener a nuestro lado a la persona amada y que nos corresponda? ¿No tener que preocuparse por la salud? Sí, la felicidad suele identificarse con dinero, amor y salud a tope, es decir, con no tener problemas en ninguna de esas tres áreas. Pero eso no es la felicidad. La felicidad no es una situación de vida. La felicidad es un estado de ánimo. Y me he dado cuenta de que lo importante para ser feliz no es que te vaya de lujo. Lo importante es tener contentamiento. Continuar leyendo “Contentamiento: el secreto de la felicidad”

Esperando a vivir

¿Quién no ha soñado con una vida ideal? ¿Quién no ha ido construyendo, ladrillo a ladrillo, una vida perfecta en su imaginación? Supongo que todos lo hemos hecho en mayor o menor medida. Con la mirada fija en el ombligo nos hemos dicho: “Yo soy muy importante. Y la vida que tengo que vivir ha de ser muy importante”. Nos hemos impuesto metas muy altas. Y todo lo que la vida nos ha ido haciendo llegar, si no entra dentro de nuestros objetivos, lo rechazamos. Así pasa a veces, que no estamos viviendo la vida que queremos ni tampoco la que nos toca. Estamos esperando a vivir. Continuar leyendo “Esperando a vivir”

¡Ánimo!

Tengo una planta grande que de vez en cuando se desprende de algunos esquejes con el sabio propósito de que estos arraiguen en la tierra y den lugar a otras plantas. Pero el rojo baldosín de mi terraza no es lo más apropiado para que esto suceda. Así, de vez en cuando recojo estos trocitos y los echo a un tiesto vacío que hay al lado, con la intención de plantarlos, como he hecho otras veces. Continuar leyendo “¡Ánimo!”

El cielo en la tierra

El cielo en su éxtasis sueña con una tierra perfecta. La tierra, en su tristeza, sueña con un cielo perfecto. Temores encantados los apartan a ambos de su unidad. (Aurobindo)

Leyendo a Marshall Govindan, me ha llamado la atención esta cita de Sri Aurobindo el gran filósofo, poeta y yogui hindú. Hace alusión Aurobindo a la tradicional separación entre el espíritu y la materia, lo divino y lo terrenal, lo intangible y lo tangible. De los límites mentales, este es uno de los más gordos, muy difícil de trascender. Incluso, cuando emprendemos el camino de la auto-realización parece, en muchos casos, que lo hiciéramos para escapar de nuestra realidad terrenal. Sin comprender que es posible experimentar el cielo en la tierra. Continuar leyendo “El cielo en la tierra”

Fluir con la vida

Hoy durante la meditación me llegó una imagen de la infancia: dos niñas volteando una cuerda que restalla rítmicamente sobre la acera. Yo estoy atenta a los giros de la cuerda, esperando el momento oportuno para introducirme. Tengo un poco de miedo, porque si no entras en el instante adecuado la cuerda puede golpearte en las piernas como un látigo; o puedes enredarte y patosamente caer al suelo, ante las risas de las compañeras. Continuar leyendo “Fluir con la vida”

Encontrar nuestro sitio

Como un náufrago en el mar, quiero encontrar mi sitio.

Solo encontrar mi sitio.*

Es curioso, pero cuando llega el cumpleaños, celebraciones aparte, muchas personas sienten una cierta inquietud. Un año más y muchas expectativas aún por cumplir, muchas incertidumbres que aclarar… Y un pasado a cuestas, lleno de decisiones de las que no siempre estamos satisfechos. Nos decimos: “si hubiera hecho esto en vez de tal cosa…”. Así andamos, un paso adelante, otro hacia atrás. A veces, totalmente a la deriva, como un náufrago en el mar. Sin encontrar nuestro sitio. Continuar leyendo “Encontrar nuestro sitio”

La contemplación

A veces nos toca subir empinadas cuestas en el camino del autoconocimiento. Subimos jadeantes, atentos a las irregularidades del terreno, eludiendo las piedras que ruedan hacia nosotros. Internamente sentimos una ira profunda ante una situación que no esperábamos. No comprendemos por qué tenemos que pasar forzosamente por ahí. Ninguna señal en el mapa nos había advertido. Nuestro corazón se cierra y ya no vemos nada más. Ya no recordamos de dónde venimos. Hemos olvidado a donde vamos. Ya no importa el camino, es que ni siquiera existe bajo nuestros pies… Afortunadamente, un árbol amigo nos aguarda un poco más arriba. Y bajo su sombra nos detenemos, fatigados. Ha llegado el momento de la contemplación. Continuar leyendo “La contemplación”

El Universo es abundancia

“Nunca te imagines que la comida, el dinero o los hombres te sostienen. ¿Podrían ellos ayudarte si Dios retira su hálito de vida? Ellos son únicamente sus instrumentos indirectos. Utiliza la espada del discernimiento, Mukunda, ¡corta las ligaduras de los agentes mediadores y percibe la Causa Unica!”

Este fragmento de Autobiografía de un Yogi de Paramahansa Yogananda me ha dado pie a una reflexión sobre nuestras expectativas en la vida y, más concretamente, sobre aquellas que, al parecer, dependen de otras personas, situaciones o medios determinados para realizarse, olvidando que nada de esto es realmente necesario, porque el universo es abundancia. Continuar leyendo “El Universo es abundancia”

Cuestión de fe

Habréis oído ese dicho de que la fe mueve montañas. Pues bien, después de explorar las Leyes del Universo, los Principios de la acción y la no acción, la Programación genética y ancestral con la que venimos al mundo, las Fortalezas y Debilidades que nos definen, la contundente influencia de nuestro Subconsciente en nuestras elecciones y decisiones y de constatar que todo esto domina profundamente nuestras vidas… he llegado a la conclusión que la única forma de sobreponernos a lo que nos viene encima es cuestión de fe. Continuar leyendo “Cuestión de fe”

Soltar los miedos, soltar los deseos

Durante la meditación de anoche tuve la intuición clara de que para avanzar en el camino del autoconocimiento era necesario soltar los miedos y arriesgarse a caminar por la cuerda floja… ¡y sin red! Aunque hubiera cocodrilos abajo o un volcán en erupción, lo importante era seguir hacia delante, con confianza. Estaba completamente de acuerdo. Acto seguido, un segundo insight se plasmó con claridad en mi pensamiento: ¡pero también hay que soltar los deseos! Continuar leyendo “Soltar los miedos, soltar los deseos”

Destino y libertad

En mi camino de autoconocimiento me he topado varias veces con la palabra destino. Es otro de los términos que me ha tocado explorar a fondo. Porque, como la mayoría de los occidentales, no creía en el destino. Incluso, aunque fuera cierto, pensaba que podíamos cambiarlo con solo proponérnoslo. Sólo era necesaria la fuerza de voluntad. Y trabajar duro. Cuánto he tenido que aprender acerca del destino y la libertad. Continuar leyendo “Destino y libertad”

Auto-Reiki, ¿qué es?

Son muchas las enseñanzas que se imparten en el Curso de Reiki Nivel 1 pero, para mí, la más importante es el Auto-Reiki.

El Auto-Reiki es aplicación del Método Reiki a uno mismo. Es una práctica muy sencilla que puede realizarse en 15 minutos. En el Curso recomendamos realizarla a diario con el fin de convertirla en un hábito saludable y obtener los muchos beneficios de Reiki. Continuar leyendo “Auto-Reiki, ¿qué es?”

Impecable con la palabra

Soy comunicadora de vocación y de profesión y sé de buena tinta la importancia que tiene saber escoger las palabras adecuadas, tanto al escribir como al hablar. Las palabras son pensamiento en acción, pura magia que nos permite expresar lo que somos. En el juego de la vida, las palabras nos acercan a los otros pero también nos separan y se han convertido en un arma indispensable para atacar o protegerse. Las palabras también se utilizan para atraer, convencer, manipular, controlar, juzgar, reprochar, sentenciar, maldecir, destruir. Un uso generalmente aceptado. Pero en el camino del autoconocimiento hay que dejar atrás estas tácticas de supervivencia y aprender a ser impecable con la palabra. Continuar leyendo “Impecable con la palabra”

Ritual antes de la Sesión de Reiki

Voy a dar una Sesión de Reiki. Primero, acondiciono la sala. Y me ayudo del agua, del viento, de la madera, de la tierra y del fuego. Friego suelos y repisas. Abro las ventanas y dejo que el aire corra. Lavo los cristales de cuarzo, si así lo siento, y los llevo a la terraza para que se llenen de sol. Enciendo madera olorosa para que el humo acaricie sutilmente la estancia y, finalmente, prendo una vela. Después me lavo y me pongo ropa limpia. Y, entonces, me siento, cierro los ojos y medito. Continuar leyendo “Ritual antes de la Sesión de Reiki”

Principios Universales: Ley de Causa y Efecto

“Toda causa tiene su efecto; todo efecto tiene su causa”. Así reza la Ley de Causa y Efecto, aludiendo al principio de causalidad que rige nuestras vidas. Nada es casual. Todo es causal.

¿Qué significa todo esto? Pues que todo lo que sucede en nuestras vidas tiene una causa. Y esta causa, a veces, la hemos engendrado nosotros mismos con nuestras actuaciones. Continuar leyendo “Principios Universales: Ley de Causa y Efecto”